FEDERACION ESPAÑOLA DE MUNICIPIOS Y PROVINCIAS

15 Agosto 2020

Ciudades comprometidas con el vehículo eléctrico

Los Alcaldes de Madrid (Alberto Ruiz Gallardón), Barcelona (Jordi Hereu) y Sevilla (Alfredo Sánchez Monteseirín), suscribieron el pasado mes de septiembre con el Ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, sendos convenios de colaboración por los que se han comprometido a instalar en sus ciudades un total de 546 punto de recarga para vehículos eléctricos.




 
Esta actuación es uno de los puntos de partida del Proyecto Movele (Proyecto piloto de Movilidad Eléctrica), una iniciativa gestionada y coordinada por el Instituto para la Diversificación y el Ahorro de Energía (IDAE), que contempla la introducción entre 2009 y 2010 de 2.000 vehículos eléctricos dentro de los entornos urbanos, así como de los citados puntos de recarga. La puesta en circulación de estos vehículos eléctricos, de diferentes categorías, prestaciones y tecnologías, vendrá a sustituir a otro número similar de vehículos impulsados por gasolina y gasoil, y supondrá un ahorro energético anual equivalente a 2.772 toneladas de petróleo, al tiempo que evitará la emisión de 4.471 toneladas anuales de CO2.
 
Los objetivos con los que parte el citado Proyecto Movele son, en primer lugar, demostrar la viabilidad técnica y energética de la movilidad eléctrica en los entornos urbanos y posicionar a España entre las pocas experiencias reales de demostración de las tecnologías de movilidad con energía eléctrica; en segundo término, Movele busca activar dentro de las Administraciones Locales implicadas medidas impulsoras de este tipo de vehículos –la infraestructura de recarga, la reserva de plazas de aparcamiento, la circulación por carriles bus-taxi, etc.. Otro de los objetivos es implicar a las empresas del sector privado en la introducción del vehículo eléctrico –desde empresas eléctricas y empresas de seguridad hasta empresas de financiación-. Finalmente, el proyecto pretende servir como base para la identificación e impulso de medidas normativas que favorezcan esta tecnología –medidas fiscales en la compra y uso de los vehículos, tarifas de suministro, o la modificación de normas que impidan su evolución-.
 
“Exponente de un nuevo modelo de crecimiento económico sostenible”
 
En el acto de presentación del Proyecto Piloto coincidió con la firma de los convenios con los tres Alcaldes, que se comprometieron a aumentar el número de puntos de recarga hasta alcanzar un total de 500. En ese acto, además, se presentó una pequeña exposición de 18 vehículos eléctricos (turismos, vehículos comerciales y motocicletas), representativos de la actual oferta, así como de cargadores urbanos desarrollados por empresas españolas.
 
El Ministro Miguel Sebastián destacó el compromiso de las Administraciones con el vehículo eléctrico y sus ventajas económicas y ambientales y afirmó que “el vehículo eléctrico es uno de los mejores exponentes del nuevo modelo de crecimiento que necesita la economía española. El vehículo eléctrico es tecnología, es innovación, es alto valor añadido, es empleo de calidad, es exportación, es ahorro energético, es menor dependencia energética y es menores emisiones de CO2”.
 
Según detalló, la sustitución de todo el parque automovilístico actual por vehículos eléctricos, supondría un ahorro de 11.000 millones de euros en importaciones de energía –una vez descontadas las importaciones necesarias para producir la electricidad que mueve a estos vehículos- lo que equivale a reducir un 25% el actual déficit comercial de España. En términos medioambientales, se dejarían de emitir 81 millones de toneladas, una cifra que representa el 81% de las emisiones del sector del transporte. Dejar de emitir esa cantidad de CO2 conllevaría un ahorro de derechos de emisión de casi 1.000 millones de euros.
 
En este marco, el proyecto Movele y su efecto demostración es un “primer paso imprescindible para la implantación gradual de este tipo de modelos en la vida cotidiana”. El Ministro anunció que una de las prioridades industriales durante la Presidencia española de la Unión Europea será la de impulsar la implantación de vehículos eléctricos e híbridos en el mercado comunitario.
 
Apoyo a la compra de coches eléctricos
 
El Plan Movele está dotado con un presupuesto de 8 millones de euros para impulsar la demanda de vehículos eléctricos. La compra de estos vehículos, según se anunció en el acto de presentación, contará con una ayuda directa que oscilará entre los 750 y los 20.000 euros, en función del tipo de vehículo (motos, coches, autobuses o camiones). En el caso de los automóviles, la subvención puede alcanzar los 7.000 euros.
 
En general, las ayudas cubrirán entre el 15% y el 20% del coste total del vehículo, ayudas de las que podrán beneficiarse los compradores que adquieran sus vehículos en los concesionarios adheridos al proyecto Movele.
 
A estas ayudas se suman las opciones que, para estos modelos, anunciaron los Alcaldes de Madrid y Sevilla. Alberto Ruiz-Gallardón dijo que los vehículos eléctricos no tendrán que pagar por aparcar en las zonas reguladas; Alfredo Sánchez Monteseirín hizo el mismo anuncio para Sevilla.
 
Por su parte, el primer edil de Barcelona, Jordi Hereu, recordó la tradición que tiene en la Ciudad Condal la industria automovilística e informó de que, en un breve periodo de tiempo, el servicio de limpieza de las calles se realizará con una flota de 236 vehículos.
 
 
Alcaldes y Ministro con el nuevo coche electrico

Presentación del nuevo vehículo eléctrico

Carta Local nº 337 Julio Agosto 2020.pdf