FEDERACION ESPAÑOLA DE MUNICIPIOS Y PROVINCIAS

7 Diciembre 2019

Convenio FEMP - INJUVE

Los Gobiernos Locales Intermedios quieren que se tenga más en cuenta al mundo rural en la desarrollo de la Ley de Dependencia y que los distintos modelos de aplicación territorial sean más homogéneos para garantizar el acceso de todos los ciudadanos a los servicios previstos en el catálogo de dicha ley. Estas son algunas de las conclusiones aprobadas en una reciente reunión de representantes de estas instituciones provinciales e insulares en Sevilla, organizada por la FEMP.



Las Jornadas sobre “El papel de los Gobiernos Locales Intermedios en la aplicación de la Ley de Autonomía Personal y Atención a la Dependencia”,  reunieron a más de un centenar de representantes políticos y técnicos de Diputaciones Provinciales, Cabildos y Consejos Insulares, dentro del Plan de Formación Continua 2010 de la FEMP.  En la agenda de trabajo, el intercambio de experiencias y  la labor que llevan a cabo estas entidades locales provinciales e insulares en el desarrollo de la Ley.

 

Además de la atención al mundo rural, los responsables de las Diputaciones reclaman una mayor descentralización de los servicios de proximidad, “como oportunidad para generar empleo en el ámbito local”,  y piden una cuantificación de los esfuerzos financieros que realizan los  Gobiernos Locales en materia social,  para hacer visible  su contribución y reclamar la financiación que consolide desde el mundo local los derechos que la Ley reconoce.

 

Las sesiones de trabajo permitieron comprobar cómo han avanzado las distintas Comunidades Autónomas y cómo las Diputaciones y Ayuntamientos han desarrollado instrumentos, vías de financiación alternativa, programas prevención de la dependencia y actuaciones complementarias que, en la actualidad, se están poniendo en marcha.

 

Los representantes provinciales e insulares valoran de forma positiva la implicación de los Poderes Locales intermedios en el desarrollo de Ley, con independencia del marco competencial existente en cada Comunidad Autónoma, y en concreto, el rol que representan como garantes del principio de subsidiariedad en todas las políticas públicas y, en concreto, en la Ley de Autonomía Personal y Atención a la Dependencia.

 

También destacan que los Gobiernos Locales intermedios están en disposición de asegurar una garantía de igualdad en el ejercicio de este derecho, puesto que estas entidades ya venían prestando servicios del Catálogo de Prestaciones incluidas en la Ley. Además, las Áreas de Política Social provinciales e insulares son una pieza fundamental porque aportan recursos materiales, de personal y financieros dentro de la organización institucional de las provincias, generando, con ello, empleo y evitando la despoblación rural.

 

Después de tres años de aplicación, el balance de la Ley es positivo, reconocen los participantes en las Jornadas, pero también reivindican el papel de las  Diputaciones, que posibilitan la mejora de las condiciones de vida de las personas con independencia de su lugar de residencia, apoyando, sobre todo, a los pequeños municipios. En cualquier caso, consideran imprescindible una mayor coordinación entre las Administraciones Públicas.  

 

El interés suscitado por las Jornadas de Sevilla posibilitará la creación de nuevos foros de debate y encuentro entre los Gobiernos Locales Intermedios con el objetivo de seguir analizando hacia dónde debe dirigirse la aplicación de la Ley de Dependencia.  

Las Jornadas fueron inauguradas por el Presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos, por el Presidente de la Diputación de Zamora y de la Comisión de Bienestar de la FEMP, Fernando Martínez Maillo, y por la Directora del IMSERSO, Purificación Causapié.

 
Carta Local nº 329, noviembre 2019.pdf